JARDIN: Trucos para tu huerto que te encantaran

Sharing is caring!

 

Si tienes o quieres tener un huerto en tu propio jardín, sabrás que las verduras y frutas que adquieras en él, serán mucho más sabrosas y naturales que las que compres en cualquier supermercado.

Si tienes o quieres tener un huerto en tu propio jardín, sabrás que las verduras y frutas que adquieras en él, serán mucho más sabrosas y naturales que las que compres en cualquier supermercado. Además de contener productos químicos que pueden variar desde su aspecto hasta su sabor, pierden sus propiedades nutritivas desde que se siembran, hasta que se disponen a la venta al público. Por esto mismo, si cuentas con una parcela en tu jardín, te vamos a dar una serie de trucos que te ayuden a cultivar especies como la lechuga, las zanahorias o los tomates.

Trucos

  1. Si quieres cultivar zanahorias, puedes hacerlo en tiestos. Colócala en un lugar bien aireado y al sol a principios de la primavera en la superficie de la tierra. Respecto a su riego, hazlo constantemente.
  2. El ajo tiene la peculiaridad de que debes plantarlo a una profundidad de unos 3 centímetros, separados por 15 cm cada uno. El mejor momento para desenterrar los bulbos y dejarlos secar al aire libre es el verano. Si quieres complementar su siembra con la de otro vegetal, el tomate es la mejor elección.
  3. La lechuga es uno de los vegetales más sencillos de cultivar. Debido a que sus raíces no son muy profundas, pueden crecer en un recipiente. Si lo haces en el jardín, deberás colocarla bastante espaciada, puesto que una vez que empieza a crecer, lo hace con rapidez. Por otro lado, el suelo deberá estar siempre húmedo. Tiene la ventaja de que puedes sembrarla todo el año.
  4. La espinaca deberás sembrarla regularmente para no quedarte sin ella. Es una planta que no requiere demasiado sol, pero sí bastante humedad. Puedes empezar a recolectarla cuando las hojas hayan alcanzado una longitud de 8 a 10 centímetros.
  5. Para plantar la cebolla tierna, puedes poner el bulbo cerca de la superficie en un recipiente amplio con tierra fértil. Cuando veas que empieza a amarillear la punta del tallo, dóblalo para facilitar la maduración del bulbo.
READ  JARDIN: BICARBONATO DE SODIO PARA EL JARDÍN

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *